Cuatro meses de prisión por desobediencia y atentar contra Agentes de Medio Ambiente del Cabildo de Gran CanariaLa Magistrada titular del Juzgado de Instrucción nº 1 de San Bartolomé de Tirajana, en el sur de la isla de Gran Canaria, ha condenado a cuatro meses de prisión y a un mes de multa, con una cuota de 6 euros diarios, a un súbdito alemán que el pasado 12 de marzo de 2022 propinó un manotazo a un Agente de Medio Ambiente del Cabildo de Gran Canaria, alzando posteriormente una piedra de grandes dimensiones, sin llegar a lanzarla y sin haber producido lesiones al mismo, después de que la pareja de Agentes de la Autoridad Medioambiental, en el ejercicio de sus funciones como policía medioambiental, le requirieran para que abandonara una zona restringida, de especial valor ambiental, de la Reserva Natural Especial de Las Dunas de Maspalomas.

Así, el acusado ha sido condenado por un delito de resistencia o desobediencia a agentes de la autoridad y por atentar o agredir a uno de los mismos, sin causar finalmente lesión alguna, con intento de menoscabar el principio de autoridad y la integridad física de los Agentes de Medio Ambiente actuantes, quienes ejerciendo las funciones propias de su cargo requirieron al encausado que abandonara el lugar.

En la misma vista, el acusado se manifestó conforme tanto con los hechos relatados como con las peticiones formuladas por el Fiscal, por lo que, de acuerdo con la Ley de

Enjuiciamiento Criminal, al tratarse de una solicitud de pena de prisión menor de tres años y al haberse producido la conformidad del procesado, se dictó una sentencia de conformidad y se impuso la pena solicitada reducida en un tercio.

De este modo, la condena es de cuatro meses de prisión y el pago de la multa propuesta. No obstante, el procesado no ingresará en la cárcel, puesto que se acordó suspender la ejecución de la pena de prisión a petición del abogado defensor, a lo que el Ministerio Fiscal no se opuso, y sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 86 del Código Penal, que ofrece a la juez la posibilidad de revocar esa suspensión, si el acusado es condenado por otro delito durante la duración de la misma o si incumple de forma grave o reiterada las obligaciones a las que se le ha sometido.

Por otro lado, se hace necesario significar que, los Agentes de Medio Ambiente, como funcionarios públicos dotados con el carácter de Agentes de la Autoridad, con funciones de policía administrativa y policía judicial especializada en el ámbito medioambiental, tienen encomendada por norma de rango legal, entre otras, funciones de vigilancia, custodia y protección de la flora, fauna y espacios naturales protegidos, como es el caso de la Reserva Natural Especial de Las Dunas de Maspalomas, y que la resistencia o desobediencia a los mismos en el ejercicio de sus funciones es susceptible del correspondiente reproche penal.

Esta página web usa cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.